Tuslances.com - Caza y Pesca


Volver Volver al índice

Canarias permitirá cazar vacas, cerdos, cabras, caballos y burros asilvestrados

Canarias permitirá cazar vacas, cerdos, cabras, caballos y burros asilvestrados

Enviado por Laopinion.es el 29-11-2017

Medio Ambiente redacta un proyecto de decreto con medidas "drásticas" para evitar el daño de poblaciones salvajes al ecosistema.
154 Visitas
Compartir en Whatsapp

Vacas, cerdos, cabras, camellos... Incluso caballos y burros asilvestrados podrán ser abatidos en Canarias conforme al proyecto de decreto con que la Viceconsejería de Medio Ambiente del Ejecutivo regional pretende incluir los animales de producción que vivan en condiciones salvajes entre las piezas de caza mayor. Un texto que está levantando ampollas en los colectivos defensores de los animales y que, tal como reconoce el propio Gobierno autonómico en su preámbulo, implica "medidas drásticas" para la conservación del ecosistema. 

El proyecto de decreto reza en su artículo 2 que "se consideran piezas de caza mayor a los animales de producción asilvestrados", es decir, aquellos "mantenidos, cebados o criados para la producción de alimentos o productos de origen animal" que, sin embargo, vivan en condiciones salvajes, es decir, que, por ejemplo, hayan sido abandonados tras el cierre de una explotación. El texto, cuyo trámite de exposición pública concluyó el pasado día 13, ahonda más en concreto en los animales que serán considerados caza mayor y agrega que serán aquellos "pertenecientes al orden de los artiodáctilos" [cerdos, cabras, vacas...] "y de los perisodáctilos" [caballos y burros, por ejemplo] "que no dependiendo del hombre para su subsistencia se hallaren libres en el medio natural sobre terrenos susceptibles de aprovechamiento cinegético y que carezcan de identificación o signo aparente de dominio o posesión por una persona". En otras palabras: podrá abatirse, verbigracia, un grupo de cabras que deambulen por el campo tras ser abandonadas por su dueño. 

La Viceconsejería de Medio Ambiente, que dirige Blanca Pérez, exconcejal del Ayuntamiento de San Cristóbal de La Laguna, justifica la decisión en que la proliferación de animales de producción asilvestrados "se ha convertido en un problema de primer orden", tanto por las repercusiones negativas en el ecosistema como por los "daños y perjuicios" que está provocando a agricultores y ganaderos, por ejemplo, en los casos en que estos animales se cuelan en los huertos para alimentarse. 

Sin embargo, el coordinador de la Red Canaria Solidaria contra la Crueldad Animal, Abel Román, explica que aunque es cierto que animales como las cabras consumen especies de plantas que hay que proteger, ello no justifica en modo alguno "que haya que pegarles un tiro". A juicio del representante de este colectivo en defensa de los animales, no tiene sentido que el Gobierno de Canarias haya dejado pasar el tiempo sin solucionar el incremento de estas poblaciones y que ahora cuando han aumentado sensiblemente, la solución sea "considerarlos como basura orgánica". De hecho, Abel Román avisa que el proyecto de ley, que superado el trámite de exposición pública tendrá que someterse ahora al visto bueno de los distintos departamentos del Ejecutivo autonómico, "está causando un enorme revuelo" entre las organizaciones defensoras de los animales. "Esperemos que impere la cordura y que finalmente se rechace esta aberración", sentencia el coordinador de la Red contra la Crueldad Animal. 

Hay que recordar que en la actualidad, y hasta la entrada en vigor del ya polémico decreto, la legislación canaria considera piezas de caza mayor exclusivamente al muflón y el arruí, que son dos especies introducidas, precisamente con fines cinegéticos, en Tenerife y La Palma, respectivamente. Es en esta categoría en la que entrarían ahora los animales de producción, en definitiva los animales de granja, si están asilvestrados. No hay que olvidar tampoco la polémica que generan en Gran Canaria las apañadas de cabras asilvestradas que autoriza el Cabildo insular bajo el mismo espíritu que esgrime el Ejecutivo regional en el proyecto de ley, esto es, el daño que causan a los ecosistemas e incluso a espacios naturales protegidos. 

El futuro decreto prevé como métodos de caza la batida, el rececho y la apañada. Como armas permitidas estarán el rifle y el arco. Los arcos tendrán que ser de potencia de 45 libras o superior y se permitirán perros en la caza.

 

FUENTE: http://www.laopinion.es


154 Visitas
Compartir en Whatsapp

No hay comentarios

Escribe un comentario



Los comentarios aquí publicados no reflejan de ningún modo la opinión de Tuslances.com. Este blog se reserva el derecho a eliminar los mensajes que no considere apropiados para este contenido. AVISO: La IP de los usuarios queda registrada, cualquier comentario ofensivo será eliminado sin previo aviso.

Este espacio tiene unos criterios de moderación independientes a Tuslances.com y a sus foros públicos, serán los editores de este espacio los responsables de las acciones de control de los comentarios de este canal y será a ellos a los que habrá que realizar las reclamaciones que sean oportunas.